Triángulo de espías

 

Reseña:
‘Triángulo de espías’, una novela de intriga política

Noviembre 11, 2016 2:31 PM

Triangulo de espías es una estupenda novela de espionaje. No encuentro una mejor manera de describirla. Está escrita con meticulosidad de artesano y en su trama, a pesar de que se abordan temas complejos como la venta ilegal de armas a países terroristas, no hay cabos sueltos. Al final, gracias a un inesperado twist argumental, todas las piezas caen en su sitio. Y todo en el marco de una trama en la que se ven envueltos los servicios de inteligencia de Cuba, Corea del Norte y Estados Unidos. Con esta novela, Humberto López ha vuelto a demostrar, como lo hizo en El traidor de Praga, que los espías no tienen que surgir del frío. Pueden venir desde el calor del trópico. En realidad, ya lo están haciendo. Después de todo, están a solo noventa millas de nosotros.

 

(Sinopsis)

El misterioso asesinato de una joven rusa en Estocolmo dispara la alerta operativa de la Säpo (la Policía de Seguridad, Contraespionaje y Antiterrorismo de Suecia), que inmediatamente trata de tender una cortina de humo en torno al crimen. El oficial de Contrainteligencia de la Säpo, Stig Bohman, ha sido encargado por su gobierno de entorpecer la labor de los policías al frente del caso: el comisario Gunnar Jansson y su asistente, Anna Palmqvist. La intriga que mueve a los policías suecos es que la chica —que según los medios no era más que una prostituta de Europa del Este muerta por sobredosis— es en realidad la hija de un coronel cubano dispuesto a desertar y a vender información altamente secreta a los norteamericanos a cambio de asilo político.triangulo-portada-verbum-final2

A partir de aquí, se desata una intensa trama de lealtades y deslealtades. Las vacilaciones y dudas de los gobiernos sueco y norteamericano acrecientan el tenso desarrollo de la acción. Los suecos porque no desean verse implicados en un oscuro asunto de espionaje internacional, y los norteamericanos porque no quieren enturbiar el inminente restablecimiento de las relaciones diplomáticas con Cuba.

Pero Jansson, un policía poco convencional y no muy dado a obedecer las órdenes de sus superiores, prosigue por su cuenta con la investigación y se reúne con el ex agente de la CIA Javier Puig. Juntos elaborarán un plan y colaborarán con la CIA no solo para encontrar a los asesinos de la joven rusa, sino también para exfiltrar al desertor Espinosa antes de que sea atrapado por las autoridades cubanas.

En Triángulo de espías, H.L. Guerra retoma a los protagonistas de El traidor de Praga. Javier Puig se reencuentra en La Habana con su viejo amigo, el espía doble cubano Mario Paredes, veinte años después. Aunque los dos están ya retirados, la desesperada situación de la CIA ante una seria amenaza de seguridad nacional hace que ambos se vean envueltos en un complejo entramado de intrigas políticas.

A través de este elaboradísimo y emocionante juego a tres bandas entre los servicios de espionaje de Cuba, Corea del Norte y Estados Unidos, el autor expone la turbia y compleja realidad de la política exterior de países como Estados Unidos, Suecia, o España en su lucha contra la venta ilegal de armamento y la amenaza de una guerra nuclear.

Una vibrante historia que cautiva y atrapa por su verosimilitud desde la primera hasta la última página.

 

Pincha AQUÍ para leer los primeros capítulos de “Triángulo de espías”